RESEÑA: El Libro de la Selva (2016)

imagen destacada

Jon Favreau tiene cara de buen tipo. Eso de por sí no te hace un buen director de cine, si no, Hollywood estaría… hmmm… sí, mal comienzo de reseña, lo se.
En fin, sí, Jon Favreau tiene cara de buen tipo. Y aparte está en la nómina. Eso debe haber sido más o menos el diálogo entre algún productor de Disney y un gerente cuando decidieron hacer esta remake por completo innecesaria de “El Libro de la Selva”. Ahora, que algo no sea necesitado, no implica de hecho que sea de mala calidad. Puedo enumerar cientos de asados que fueron una maravilla.
No, la remake de “El Libro de la Selva” es solamente innecesaria, en tanto no aporta absolutamente nada nuevo. Nada. Cero.

PELICULA: “El Libro de la Selva”
PRODUCTOR: Fairview Entertainment / Disney
AÑO: 2016

The-Jungle-book1

Otros tiempos

Debe ser raro para un nene de hoy hacer una suspensión de incredulidad con ésta y otras películas, pero bueno, es un nene ¿no? Que se cague. O en África nunca nadie se preocupa por que un hombre y su bebe se perdieron y nadie se preocupa jamás aun cuando la aldea esta a menos de un kilómetro. Claramente el bueno de Rudyard Kipling, autor del cuento, pretendía mucha voluntad de sus lectores. Entiendan que todo esto es pura ironía porque realmente no hay mucho que contar. Mowgli (Neel Sethi) es un nene de unos 10 años que fue criado por animales en la selva. Encontrado por la pantera Bagheera (Sir Ben Kingsley), fue entregado a la manada de lobos encabezada por Akela (Giancarlo Esposito) que lo cuidó como un cachorro mas junto con una de las lobas, Raksha (Lupita Nyong’o).
Pero una amenaza se cierne sobre el pequeño, el tigre de Bengala Shere Khan (Idris Elba) quiere que la manada le entregue a Mowgli porque dentro de él esta el conocimiento del mal: la flor roja. Es así que Bagheera, temiendo por la vida de Mowgli, lo insta a volver con los de su especie. En sus aventuras, Mowgli se enfrentara a Kaa (Scarlett Johansson) y el Rey Louie (Christopher Walken) y conocerá a otro gran amigo: Baloo (Bill Murray).

712a905da4

Nuevos Tiempos

Claramente nada de lo que conté es algo nuevo. La remake es efectivamente una remake con todo el CGI que se pudiera meter para generar un producto “nuevo” en cuanto al año, pero nada mas. En todo aspecto es prácticamente igual a la animada de 1967… salvo por el final. Pero descubran ustedes si eso les molesta de alguna manera. A mi no me cambió nada.
La película que dirigió Jon Favreau podría haberla dirigido Juan Fabbro y hubiera sido totalmente lo mismo. Lo único que podemos determinar del director y de la empresa es que mitad del elenco tiene un pasado cercano con Marvel/Disney. A saber: Ben Kingsley, el Mandarín en Iron Man 3. Scarlett Johansson, la Viuda Negra. Shere Khan, Heimdall en las de Thor y en Avengers: Age of Ultron. Garry Shandling, que falleció hace poco y este fue uno de sus últimos trabajos, también hace un rol pequeño como Ikki, un puercoespin. Lo recordaran como el senador que cuestiona a Iron Man en Iron Man 2 y también aparece en The Winter Soldier revelando su lealtad a Hydra. Por otro lado, la estrella en ascenso de Lupita Nyong’o forma parte de otro universo dentro de Disney, ya que trabaja en las nuevas de Star Wars. Básicamente, un elenco bastante importante si sumamos a Walken como el Rey Louie, el gran orangutan cantarín, que probablemente se pudo conseguir por la amistad de Favreau con varios de estos actores.
A quien engaño, probablemente tenían contratos y haciendo estos trabajos aflojan la soga.

644204

Conclusión

“El Libro de la Selva” es un buen producto para niños que se van a maravillar con algunos efectos especiales. Los animales están muy bien logrados e incorporan en algunos casos los rostros de los actores que los interpretan. El protagonista, Neel Sethi esta muy bien como Mowgli, y tiene dos o tres escenas graciosas que se roban la película, sobre todo en sus interacciones con Baloo. Lamentablemente, en ciertos momentos la película debería generar tensión o tristeza y por el tratamiento no lo logra. Es raro porque Disney siempre logra hacernos llorar, sin embargo, en esta película falla miserablemente. Quizas en manos de Juan Fabbro lo habría logrado.

Anuncios